El leopardo y el fuego

Esta es una leyenda del África. Dice que un leopardo se paseaba por el bosque. Cierto día, en uno de sus acostumbrados paseos, se topó con su amigo el fuego.

Se saludaron y conversaron un rato. Antes de despedirse, el leopardo invitó al fuego a que fuera a visitarlo a su casa, que era una cueva.

–Lo haré con mucho gusto –le dijo el fuego–, pero ahora, en tiempo de lluvias, no puedo viajar. Cuando venga la sequía te visitaré.

LAS INSTRUCCIONES DEL FUEGO

El fuego dio instrucciones importantes al leopardo.

–No te olvides de cortar bien todo el pasto y la vegetación alrededor de tu cueva –le dijo–. Cuando llegue de visita no quiero causarte daño.

Así prometió hacer el leopardo, y se separaron.

EN ESPERA DE LA VISITA

Llegó la sequía y el leopardo esperaba cada día la visita de su amigo el fuego. Cierto día el fuego le mandó decir: «Llegaré pronto, no dejes de prepararte.»

El leopardo sabía que era importante que cortara el pasto y la vegetación alrededor de su cueva; pero iba postergando el trabajo.

El fuego otra vez le manó decir: «Vengo muy pronto.» Pero aún así el leopardo no se puso a cortar los matorrales que había junto a su cueva.

LA LLEGADA DEL FUEGO

Pasó bastante tiempo sin noticias de su amigo, y cuando al fin llegó el último aviso, el leopardo dudaba de que su amigo llegara ese año. No se preparó para recibirlo.

Cuando llegó el fuego, cruzó velozmente por las praderas en dirección de la cueva de su amigo.

El leopardo vió aproximarse el fuego, pero ya era tarde para prepararse. En pocos minutos la cueva fue envuelta en las llamas y el leopardo perezoso encontró su triste fin, destruido por no estar preparado.

¡El fuego vino cuando no lo esperaba!

JESÚS VIENE PRONTO

Jesús vino al mundo para ser nuestro Salvador. Él dio su vida en la cruz para perdonar nuestros pecados. Resucitó victorioso al tercer día.

Antes de que Jesús volviera al cielo, prometió que iría para prepararnos lugar. Y dijo que volvería para llevarnos a ese hermoso hogar. Pero dijo que debemos estar preparados, porque no sabemos la hora en que vendrá.

En la leyenda del leopardo y el fuego, el leopardo no prestó atención a la advertencia del fuego cuando le mandaba a decir: «Vengo muy pronto.»

PREPÁRATE PARA LA VENIDA DE JESÚS

¿Cómo puedes prepararte? Entrega tu corazón a Jesús. Arrepiéntete de tus pecados y pídeles que te perdone. Decide ser obediente a su Palabra, la Biblia.

«Deben ustedes estar preparados, porque el Hijo del hombre
vendrá cuando menos lo esperen.»
Lucas 12:40, NVI

Para impirimir la historia: El leopardo y el fuego

Hoja para colorear: El leopardo

Actividad: ¿Quien viene?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s